“Aguas Muertas”: Película revive los espíritus del cementerio mapuche inundado por ENEL

El director del filme aseguró que tiene un compromiso en torno al suceso y que esto se lo hizo saber a las comunidades pehuenche.

SANTIAGO.- “Aguas Muertas” es la nueva película que está trabajando el cineasta penquista Juan Mora Cid, documento ficcionado cuya premisa es la inundación del cementerio pehuenche “Quepuca – Ralco” -en el Alto Bío Bío- por parte de una empresa hidroeléctrica, adentrándose una vez más el realizador en la espiritualidad del pueblo mapuche.

Tomando estos hechos que, lamentablemente, aumentaron la tensión de un conflicto que el Estado no ha podido resolver, el director de “Dominio Vigente”, estrenada en Chile hace algunos meses atrás, entregó mayores detalles de su nuevo proyecto.

“En marzo de 2018, luego de terminar de rodar mi primer largometraje, fui invitado con mi cámara por el joven abogado Daniel González a una reunión en Alto Biobío. González asiste al abogado Alex Quevedo en la demanda por daños y perjuicios contra la empresa Endesa (ahora Enel), que en el año 2004 provocó la inundación del cementerio”, dijo.

La llegada a Ralco

Mora Cid contó que ese año pasó filmando desde la costa, con las comunidades lafkenche, hasta los territorios de la montaña pehuenche, donde se encontró de frentón con esta dura realidad.

“Nunca había subido al Alto Biobío y a pesar de sentirme conmovido por la belleza de aquellas montañas boscosas, no puedo decir que fue un viaje feliz. Mientras ascendíamos por la carretera, fueron apareciendo las etapas de este megaproyecto hidroeléctrico. Primero la central de Angostura, luego la central Pangue, para terminar con la central Ralco; amplias lagunas artificiales que sumergieron fragmentos de vida de un pueblo ancestral. Antes de llegar a la reunión con la comunidad, ya sospechaba el tenor y el contenido de los relatos que oiría”, señaló.

Esta foto corresponde al rodaje de Dominio Vigente, la primera cinta de Juan Mora Cid. El realizador aparece justo en el medio.

Un compromiso

Agregó que “en medio de aquellas montañas adquirí el compromiso interno de realizar un proyecto cinematográfico en torno a esta tragedia y así se lo hice saber a la comunidad pehuenche (…) Pensé en hacer entrevistas, un documental, pero ya está hecho, hay mucho de eso y son súper buenos, como el de las hermanas Quintremán, que defendieron fuertemente sus tierras y una apareció muerta. La tarea acá es ficcionar esta idea y hacer una película donde incluso los muertos puedan hablar, en un lugar donde sí hay muertos, donde ocurrieron hechos, la idea es tomar la realidad y poder interpretarla según la cosmovisión pehuenche”.

En la misma línea, afirmó que “mi responsabilidad como realizador es dar a conocer esta temática, porque ahí se inundaron más de 14 cementerios, los espíritus quedaron deambulando en el territorio -según su cosmovisión-, imagínate, es terrible, y esto también afectó a las comunidades, o sea, hay gente que debió ser trasladada de sus territorios. Este crimen cultural y humano del cual las comunidades son víctimas no puede pasar desapercibido y, por todos los elementos que posee, veo un gran potencial para convertirlo en un objeto narrativo de interés internacional”, sostuvo Juan Mora.

La película “Aguas Muertas” ya presentó su teaser y las novedades de la misma serán comunicadas con anticipación a través del sitio web de la productora Agua Loca Films y también en sus redes sociales.

La central hidroeléctrica de ENEL en lago Ralco inundó en 2004 el cementerio Quepuca Ralco.




Recomendado para ti

spot_img
x