Barrio República: Calle, asambleas e integración

Cientos de personas se han autoconvocado en el popular barrio del centro y reflexionan colectivamente sobre la crisis que atraviesa el país, formulando ideas para la nueva sociedad que se pretende construir.

Destacado

Alejandro Geber: “Treino es del pueblo para el pueblo”

El estilo y funcionalidad de las prendas son la esencia de esta tienda de la cultura Hip-Hop.

El Museo de la Solidaridad Salvador Allende después de la explosión social

Recinto cultural ha tenido potente vinculación territorial con el Barrio República.

SANTIAGO.- En medio de las masivas movilizaciones en Santiago, el emblemático Barrio República ha sido testigo de cómo los vecinos del sector se autoconvocaron a través de cabildos o asambleas, con una voluntad que busca pavimentar, desde su territorio, el camino para la creación de una Nueva Constitución.

Dos días después del histórico 18 de octubre nació la “Asamblea Autoconvocada del Barrio República”, que actualmente funciona con 13 comisiones coordinadas y trabaja junto a diferentes sectores, como los barrios Brasil y Yungay.

Con el paso de los días los vecinos han logrado organizar una serie de actividades, dentro de las cuales destacan intervenciones urbanas, talleres de autodefensa feminista e interesantes charlas con personajes que abren paso a la reflexión en tiempos de crisis, como lo son el abogado constitucionalista Fernando Atria y el filósofo Carlos Pérez Soto, entre otros.

ACTOS DE UNIÓN

La noche del jueves los vecinos se reunieron en torno a una pantalla, en la Plaza Manuel Rodríguez; decenas de ellos repasaron una serie de cortos documentales grabados por la Escuela Popular de Cine, que la conforman trabajadores, estudiantes y creadores.

Con unas cuantas sillas, un proyector y un computador, se logró crear una instancia cultural y política, en torno a la reflexión de imágenes grabadas durante el despertar social.

Pero la resistencia no descansa, dicen algunos vecinos en conversación con este medio. Al terminar las actividades, los participantes de la Comisión de Protesta de la Asamblea toman un par de escaleras y cuelgan diversos lienzos en la plaza.

Uno de sus integrantes, que se identificó como Franco, asegura que es fundamental “no soltar las calles” y llama a ocupar los espacios, desde los territorios, para concordar propuestas con las principales demandas, con el objetivo de construir, desde lo local, un camino hacia lo que será la Asamblea Constituyente de abril.

En ese sentido, reveló que se han efectuado diversas marchas, donde los vecinos se reúnen en la misma plaza y avanzan, pacíficamente, hacia una Comisaría de Carabineros, para terminar ocupando una de las calzadas de la Alameda.

LAS COMISIONES

Para Felipe Herrera, miembro de la comisión de la Asamblea Popular Constituyente y de Inclusión Migrante, hoy se están realizando diferentes acciones para dar respuestas a las problemáticas del barrio, aunque todas tienen un enfoque en la coyuntura nacional.

Tras unos minutos de conversación, respondió un fuerte “sí” cuando fue consultado por si la Asamblea cambió la forma de vida en el sector. “Yo vivo hace seis años en el barrio y solo conocía a la gente de mi cuadra (…) Esto me ha permitido relacionarme con más personas del barrio, con las que no hubiera interactuado de no ser por estas actividades. De hecho, he creado lazos de amistad con personas del barrio. Esto demuestra que hay unión en el territorio”, dijo.

Otro de los trabajos que se han hecho en el Barrio República tienen que ver con responder a problemas que muchas veces son invisibilizados. En ese sentido, existe una comisión encargada de proteger el espacio de niños y niñas, para que también puedan aportar con ideas en el contexto de la crisis social.

Ángela Valenzuela integra la Comisión de Niñes y Jóvenes. En un breve relato, comienza a detallar las actividades que se han efectuado, como un cabildo orientado a los más pequeños, realizado en la sede de la Universidad Diego Portales, “donde se pudo recoger una mirada más inocente, que daba cuenta de la relevancia de figuras como el Pikachú de las marchas y los sentimientos hacia Carabineros de Chile”.

En la misma línea, agregó que “uno de los principales objetivos es derribar el adultocentrismo que prima en estas instancias. Los ‘niñes’ saben lo que está pasando y tienen una opinión respecto a cómo quieren que se hagan las cosas”, señaló Ángela.

Por otro lado, una de las comisiones que ha tomado gran participación, es la de Género y Disidencia Sexual, la cual ha tenido un potente trabajo feminista, lo cual ha generado un desafío en la organización territorial, “porque esto interpela a la vida misma, nosotras sí queremos cambiar la Constitución, por su puesto, pero eso no hace que caiga el patriarcado”, dijo Camila Parra, una de las integrantes de la comisión.

Pese a ello, destaca que su experiencia ha sido “bonita, porque muchas de las actividades han sido levantadas desde las mujeres del barrio. Ha sido muy importante para mí el encuentro, la oportunidad que da el feminismo de encontrarnos como mujeres y disidencias sexuales, de visibilizar y problematizar otras cosas que quedan fuera de las demandas transversales”, sentenció.

Todas las actividades que se realizan en el Barrio República, a través de la Asamblea Autoconvocada, son informadas por la gente a través de la cuenta de Instagram: @barriorepublica.stgo.

Recomendado

“Vikinga Bonsái” de Ana Ojeda: El lenguaje inclusivo como resistencia

Recomendación de un libro escrito con lenguaje inclusivo.
contacto@cultura21.cl