Catalina Valdés, la joven estrella del karate chileno

 Catalina Valdés es una deportista chilena de 17 años, que ha dedicado gran parte de su vida al karate. Uno de sus logros más importantes, hasta ahora, ha sido clasificar para los Juegos Olímpicos de la Juventud, que se disputarán en Buenos Aires el 2019. Con esto, hizo historia, pues consiguió la primera participación nacional de esta disciplina en la competencia.

¿Cómo te iniciaste en el karate?

Fue por mi papá. Él me metió a una escuela de karate para defensa personal, y ahí empecé hace 9 años. Al principio no me gustaba para nada. Estuve un año y medio intentando adecuarme al sistema, a todo, pero mi papá me dijo “No. Si quieres estar ahí, tienes que darle”. Entonces cambié el switch, y bueno, aquí estoy. Hace 9 años estoy haciendo karate –Risas.

¿Cómo ha sido el camino para llegar hasta aquí?

Duro, con harto sacrificio, muchas horas de trabajo. Dedicación más que nada.

¿Algún instante que haya sido particularmente importante para ti en tu carrera?

Cuando fui campeona sudamericana por primera vez, el 2015. Y obviamente cuando me dijeron, “Cata clasificaste a los Juegos Olímpicos” creo que eso ha sido lo más importante en toda mi carrera

Chile ha hecho historia en el karate, sin embargo, estos logros no están en la conciencia colectiva del país, ¿qué crees que falta para que esta disciplina se acerque más a la gente?

La verdad, no sé. Pero sí falta mucha publicidad, porque tenemos a un campeón mundial (Rodrigo Rojas), al vice campeón del planeta, Benjamín Núñez, ¿y dónde está la publicidad? ¿dónde están los medios?

Que por lo menos no todo sea futbol, porque en verdad hay muchos chilenos campeones en karate. Hay una chica que ya tiene su quinto campeonato en panamericanos, otros que fueron subcampeones panamericanos, campeones sudamericanos, pero no sale en ningún lado.

(Nota para los lectores: Catalina fue muy humilde y no se nombró a ella misma, que está sexta del ranking planetario y obtuvo el quinto lugar del último Mundial).

¿Cómo fue la primera vez que te dijeron “Cata, vas a representar a Chile”?

Oh… no me lo creía –respondió Valdés, con un brillo indescriptible en sus ojos y una sonrisa sincera-, al principio tiraron como broma que había clasificado a los Juegos, y después mi profe me dijo: no, es verdad, clasificaste a los Juegos Olímpicos.

A lo único que atiné fue a llorar, porque estaba súper contenta… es una satisfacción increíble. Para un deportista es importante cuando le dicen “oh, clasificaste a los Juegos”. Además, es la primera vez que karate está en los Juegos Olímpicos de la Juventud, y fue súper importante para nosotros lograrlo.

Y ahora que ya estás clasificada, ¿cómo te estás preparando para Buenos Aires?

Bueno, nosotros tenemos 2 sesiones diarias. Tenemos una en la mañana que es solo karate, técnica, y en la tarde otro entrenamiento que es físico: resistencia, potencia. Estamos entrenando todos los días.

¿Cuáles son tus mayores fortalezas y lo que crees que deberías pulir más?

Yo creo que mi fortaleza más que nada es que me esfuerzo mucho. Cuando tengo que hacer algo, si me equivoco lo hago de nuevo hasta que salga. Pero mi debilidad es que no creo mucho en mí, no creo en mis capacidades, ese es mi problema.

¿Y cómo estás trabajando para mejorar eso?

Tengo que hacerlo yo, creérmelo yo, entonces siempre mi psicólogo me dijo que antes de entrar tengo que decir yo soy la mejor, yo soy la mejor y escucharme a mí, que yo lo diga y ahí empezar a creerme el cuento.

Ya que entramos a algo más psicológico, más íntimo, ¿me contarías quién es Catalina Valdés además de la deportista?

Es una niña que pasa entrenando, que normalmente no tiene vida, que tiene muy pocos amigos porque en general es solo karate, colegio y familia. Busco llegar lejos, y por lo menos marcar el deporte. Mi objetivo es sacar medalla en estos juegos, la medalla de oro.

¿Quién es tu mayor referente?

Gianna Farouk, de Egipto. Ella ha sido campeona del mundo 8 veces. Pero no es la misma categoría que yo, ella es una categoría más (por peso), pero ser campeona del mundo 8 veces es espectacular. Y yo tuve el honor de verla competir ahora en España cuando nosotros nos fuimos de gira, y es increíble.

Lo mejor es que ahora nosotros tenemos un entrenador que es head coach de la federación, Driss El Mannani. Él fue su entrenador y ahora está con nosotros. Para mí es un crack. Él y ella son un ejemplo a seguir

¿Y qué tal fue cuando te dieron esa noticia?

¡Espectacular! Ahora estoy entrenando con él. Entonces, entrenar con uno de los mejores entrenadores del mundo, que estuvo con mi ídola, es espectacular. Él es un 7 es muy buena persona tiene sus objetivos claros y tiene muchas enseñanzas, uno aprende mucho con él

Además del deporte, ya estás al final de tu etapa escolar, ¿qué piensas hacer ahora que vas a egresar de Cuarto Medio?

La verdad es que quiero tomarme un año para estudiar preuniversitario porque mi colegio es técnico, entonces igual quiero prepararme mejor para la PSU. Pero si tengo la posibilidad de entrar a la universidad el otro año, quiero estudiar para profesora de educación física, porque más adelante igual quiero tener mi escuela de karate entonces siempre he querido ser profesora, siempre me ha gustado

Cata, ¿qué mensaje te gustaría enviar en esta entrevista?

Que es complicado ser deportista. La verdad, hay que hacer muchos sacrificios, pero al fin y al cabo todo vale la pena, porque a pesar de dejar a la familia de lado y tener muchos tropiezos en el camino es algo muy lindo, el deporte es espectacular, y cuando a mí me dijeron “clasificaste a los Juegos Olímpicos”, para mí fue súper importante, porque eso quiere decir que en 9 años, algo valió la pena.