“La naranja mecánica”: El trágico génesis del libro más famoso de Anthony Burgess   

La novela, narrada por Alex, está escrita con abundancia de expresiones nadsat, una ficticia jerga adolescente, mezcla de palabras basada en el idioma ruso y palabras inventadas por el propio autor.


 Tras ver en reiteradas ocasiones la cinta más polémica de Stanley Kubrick, “A clockwork orange” (1971), era menester leer la obra en que se basó el director norteamericano para realizar su filme de culto.

“La naranja mecánica” (1962) de Anthony Burgess cuenta la historia del adolescente Alex y sus tres amigos en un mundo de crueldad y destrucción. Según su autor “Alex posee los principales atributos humanos: amor a la agresión, amor al lenguaje y amor a la belleza”.

Sin embargo, este joven no ha entendido aún la verdadera importancia de la libertad, la que disfruta de un modo tan violento. En cierto sentido siente que vive en el Paraíso, y sólo cuando cae duramente podría tener la posibilidad de transformase en un verdadero ser humano.

El génesis del libro fue un terrible hecho sufrido por Burgess mientras su esposa estaba embarazada. Tras finalizar la Segunda Guerra Mundial la pareja fue violentamente asaltada en Londres por cuatro soldados norteamericanos, ella fue violada y salvajemente golpeada por lo que tuvo que someterse a un aborto.


Tras la devastadora experiencia, Burgess escribió su novela más famosa en que plantea como tesis si el hombre es violento por naturaleza o la sociedad es agresiva con los individuos.

En sus 170 páginas la obra aborda la libertad del individuo contrapuesta al bien del colectivo y plantea hasta qué punto es legítimo que el colectivo con sus gobernantes puedan manejar al individuo anulando su voluntad en función del interés y el bien común de la sociedad.

Recomendado para ti



6.048 Seguidores
Seguir